Publicado en internet por Legalinfo-Panama
http://www.legalinfo-panama.com/articulos/articulos_60a.htm
Todos los derechos reservados, 2000-2003.


Nueva Legislación Panameña de Comercio Electrónico

Por:

Cristina Lewis y Rebeca Herrera D.

Galindo, Arias & López

 

I. INTRODUCCIÓN

En Panamá entró a regir recientemente la Ley 43 del 31 de julio del 2001, promulgada en la Gaceta Oficial No.24,359 del 3 de agosto del 2001, la cual define y regula los documentos y firmas electrónicas, las entidades de certificación en el comercio electrónico, la prestación de servicios de certificación, el proceso voluntario de acreditación de prestadores de servicios de certificación y el intercambio de documentos electrónicos.

Las actividades reguladas por la Ley 43 están sometidas a los principios de libertad de prestación de servicios, libre competencia, neutralidad tecnológica, compatibilidad internacional, equivalencia del soporte electrónico al soporte de papel y equivalencia funcional del comercio tradicional con el comercio electrónico.

A estos principios hay que agregar el principio de no discriminación entre los medios electrónicos y los de papel y el principio de voluntariedad del sistema de acreditación, implícito en la organización de dicho sistema.

II. DOCUMENTOS ELECTRÓNICOS

El documento electrónico está definido por la ley 43 como toda representación electrónica que da testimonio de un hecho, una imagen o una idea.

El uso de documentos electrónicos trae consigo un incremento en la velocidad de circulación de la información y de las transacciones comerciales, lo que incrementa los niveles de servicios, reduce sus costos, aumenta la productividad y la competitividad en los mercados internacionales.

La Ley 43 establece que los actos y contratos otorgados o celebrados por medio de documento electrónico serán igualmente válidos y producirán los mismos efectos legales que si hubieran sido celebrados por escrito, teniendo como soporte el papel.

Para que dichos actos y contratos sean reputados como escritos, los mismos deberán cumplir con los siguientes requisitos:

a. La información deberá estar disponible para consulta posterior;

b. El mensaje de datos debe ser conservado en el formato original o en un formato que se pueda probar que reproduce con exactitud la información generada, enviada o recibida;

c. Conservar toda información necesaria para determinar el origen, destino, fecha y hora en que el mensaje fue enviado y recibido.

Validez

Con relación a la validez de los mensajes de datos, la Ley Modelo de la Comisión de la Naciones Unidas sobre el Derecho Mercantil Internacional (UNCITRAL) (siglas en inglés, CNUDMI, en español) sobre Comercio Electrónico establece en su artículo quinto (5to) que no se podrá negar efectos jurídicos, validez o fuerza obligatoria a la información por la sola razón de que esté en forma de mensaje de datos.

Formación y Validez de Contratos

La oferta y la aceptación, elementos indispensables para la formación y validez de un contrato, pueden ser expresadas por medio de mensajes de datos. Igualmente, en las relaciones entre el iniciador y el destinatario "se reconocen efectos jurídicos, validez o fuerza probatoria a una manifestación de voluntad u otra declaración que conste en forma de mensaje de datos o documento electrónico."

Efectos (Probatorios)

Los documentos electrónicos y mensajes de datos son admisibles como medios de prueba y tendrán la misma fuerza probatoria otorgada a los documentos en el Capítulo III, Título VII, Libro II del Código Judicial.

Para determinar el valor probatorio de los mismos, se tendrán en cuenta los criterios legalmente reconocidos para la valoración y apreciación de las pruebas, tales como la regla de la sana crítica, al igual que la confiabilidad de la forma en que se haya generado, archivado o comunicado el mensaje, la confiabilidad de la forma en que se haya conservado la integridad de la información y la forma de identificar a su iniciador.

Esta ley, al igual que la ley modelo UNCITRAL, adopta el criterio del equivalente funcional, al reconocer que la documentación consignada por medios electrónicos ofrece un grado de seguridad equivalente al del papel.

Presunciones

La Ley panameña sobre Comercio Electrónico contempla ciertas presunciones relativas a los documentos electrónicos o mensajes de datos en lo que respecta a la atribución de un mensaje de datos o documento electrónico; presunción de origen de mensaje de datos; concordancia de mensaje de datos enviado con el recibido; presunción de recepción de mensaje de datos; tiempo de envío y recepción del mensaje y lugar de envío y recepción del mensaje.

Exclusiones -->